Hermanos, por la misericordia de Dios, os pido que le ofrece todo lo que sois, como una víctima viva, santa y agradable. Esto debe ser vuestro culto verdadero. No os moldeado al mundo presente; transforma en cuenta renovado su manera de ver las cosas, para que sepáis discernir cuál es la voluntad de Dios: reconocer lo bueno, agradable a Dios y perfecto.

Que tu amor no tenga nada fingido. Detestan el mal. Enamoramos-vos del bien. Amaos con afecto de hermanos, avanzad en cuenta unos a otros a honrar-vos.
Sed diligentes y no perezosos, inflamados por el Espíritu. Servid al Señor. Que la esperanza os llene de alegría. Sed sufridos en las penas, asiste siempre a la oración, ayudar a los cristianos necesitados, acoge a los peregrinos.

Bendecid a los que os persiguen. Bendice, no maldigáis.

Estad contentos con los que lo están, llorad con los que lloran. Vive de acuerdo unos con otros. No seáis orgullosos, sino ponerse al nivel de los humildes. No le tenga demasiado para listos. No volver mal por mal a nadie. Intentad ser bien considerados por todos.

Si puede ser, hasta donde dependa de vosotros, estad en paz con todos.

Palabra de Dios.

Start typing and press Enter to search

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR

Aviso de cookies