Unos 140 agentes de pastoral de la salud de las diócesis con sede en Cataluña participaron el pasado sábado día 16 de noviembre por la mañana, en Barcelona, ​​en la XXXI Jornada interdiocesana de pastoral de la salud, lo inicia la Campaña anual del Enfermo 2020. Este año, la Campaña, tiene como referente la soledad, y de manera especial, la soledad de las personas mayores. De ahí que el lema es «Venid a mí todos los que estáis cansados ​​y agobiados y yo os aliviaré (Mt 11, 28). Acompañar en la soledad».

Tras unas palabras de bienvenida del obispo responsable de pastoral de la salud de la CET, Mons. Salvador Cristau, y de la oración inicial, se dio paso a la ponencia inicial. La exposición estuvo a cargo de Begoña Román, profesora de Ética de la Facultad de la UB y presidenta del Comité de Ética de Servicios Sociales de Cataluña, la cual profundizar en la realidad del acompañamiento de la soledad de las personas mayores.

Roman dividió su ponencia en tres partes. En la primera expuso la situación del envejecimiento en la sociedad y el mundo actual y cómo, poco a poco, se rebajando su realidad como persona cuando va perdiendo su identidad de valores de creencia. «El hombre tiene razones para vivir, pero también para creer», cuando se pierde este referencial el hombre cae en la secularización. Y aún más cuando esta sociedad se va envejeciendo a paso agigantado. «No sólo hay que pensar en ayudar a la persona mayor en el ámbito físico-psíquico y social, sino también en el ámbito espiritual, ya que el ser humano es un ser social biológico pero también biográfico».

La segunda parte intentó responder a este reto ético, donde se dará cabida al modelo centrado en la persona. «No es suficiente con la buena voluntad, sino que es necesario una ética humanizadora y de un saber estar», dijo. Y, desde ese «saber estar», la tercera parte de la ponencia se centró en el reto social de acompañar esta soledad en el anciano.

Durante la segunda parte de la mañana tuvo lugar una mesa redonda donde se reflexionó sobre diferentes ámbitos relacionados con la soledad de la persona mayor. La Sra. Elisa Sala, coordinadora del Observatorio de la soledad de Amigos de los Mayores situó la tarea que lleva a cabo este Observatorio -acompañado 1700 personas mayores- cubriendo las necesidades sociales y emocionales de las personas mayores. Desde el conocimiento de los campos de trabajo con soledad crónica se están creando intervenciones para poder hacer incidencia. En la intervención se resaltó la importancia de tener en cuenta la soledad del cuidador y crear sinercias de coordinación entre todos los agentes que intervienen.

Seguidamente intervino Maite Cubí, enfermera y Master en envejecimiento y salud. Desde su larga experiencia profesional expuso la realidad del entorno hospitalario, del sociosanitario y en el entorno residencial. En todos los casos se intenta hacer actividades a través del voluntariado para evitar la desconexión del entorno. Cubí expuso que la soledad forma parte de las personas mayores y debe ser objetivo en el cuidado y la atención de este colectivo en todos los entornos.

Start typing and press Enter to search

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR

Aviso de cookies