La Parroquia de San Pedro y San Pablo de Tarragona acogió el sábado día 8 de junio la vigilia arciprestal en la víspera de la solemnidad de Pentecostés. Ha sido la primera celebración presidida por Mons. Joan Planellas, horas después de ser ordenado arzobispo metropolitano de Tarragona, y concelebrada por los sacerdotes del arciprestazgo.

«Precisamente,»El Espíritu hace joven a la Iglesia», he puesto en el lema episcopal», apuntó Mons. Planellas en la homilía. «El Espíritu que descendió en el Cenáculo y cambió los corazones atemorizados de los apóstoles, el Espíritu que les hizo sacar el miedo y, con un corazón totalmente joven y renovado, empezaron a anunciar la buena noticia de Jesucristo, muerto y resucitado». «Como afirma el Papa Francisco en la exhortación Christus vivit el Espíritu nos empuja a no perder nunca el entusiasmo «para escuchar la llamada del Señor al riesgo de la fe, y dar todo sin medir los peligros. El Espíritu, nos ayudará a mantener siempre el corazón joven «para no caer en la corrupción… para no enorgullecernos, para ser más pobres» cuando vemos las necesidades de los demás, «para estar cerca de los últimos y descartados, para luchar a favor de la justicia, para dejarnos interpelar con humildad»», expresó.

Al finalizar la celebración hubo un momento para compartir un refrigerio entre todos los asistentes.

Start typing and press Enter to search

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR

Aviso de cookies