Unos ochenta docentes de las diócesis con sede en Cataluña han participado este sábado, día 16 de febrero, en el segundo Encuentro de profesores y maestros cristianos convocado por las delegaciones de enseñanza de los obispados de Cataluña y la Fundación Escuela Cristiana con la colaboración de las editoriales Baula y Cruïlla. Tarragona ha tomado el relevo de Montserrat, sede del primer Encuentro el año 2017.

La jornada, celebrada en el Centro Tarraconense El Seminario, se ha iniciado con la bienvenida por parte del arzobispo de Tarragona y presidente del Secretariado Interdiocesano de Enseñanza de Cataluña (SIERC), Mons. Jaume Pujol y del delegado diocesano de Enseñanza del Arzobispado de Tarragona, Mn. Norbert Miracle. El acto ha contado con la asistencia del secretario general de la Fundación Escola Cristiana de Catalunya, P. Enric Puig y el coordinador del SIERC, el Sr. Pere Micaló y la mayoría de delegados diocesanos de Enseñanza de los obispados con sede en Cataluña.

Después de la oración, la primera parte del encuentro ha consistido en una mesa de testimonios, moderada por Juanjo Fernández, consultor pedagógico de la Fundación Escola Cristiana de Catalunya. En esta mesa han participado cuatro profesores y directores de escuela de diferentes diócesis de Cataluña: Jesús Blanco, maestro de la escuela La Enseñanza-Lestonnac de Tarragona; Pere Bosque, ex director de la Escuela Antoni Roig de Torredembarra; Núria Farré, profesora de Religión del IES Samuel Gili de Lleida y Raquel Robert, directora del IES de Sant Feliu de Guíxols. Sus intervenciones han respondido a cuatro preguntas sobre su testimonio cristiano en el entorno laboral, su «influencia» como cristiano / a en la escuela o el instituto, de qué manera muestran los valores o virtudes cristianas en la vida cotidiana y como comparten la fe fuera del ámbito escolar.

Respondiendo a las cuestiones planteadas los participantes han coincidido en destacar conceptos como el respeto, la acogida, la escucha, la coherencia y la naturalidad en la vivencia cristiana tanto en la vida personal como profesional y saber dar una respuesta humilde pero valiente a los interrogantes que alumnos o compañeros plantean. Este momento se ha complementado con un trabajo en grupos para conversar y debatir sobre los recursos que tanto maestros como profesores tienen a su alcance o necesitan para ser testimonios de fe.

Seguidamente ha tenido lugar la celebración de la eucaristía presidida por el arzobispo de Tarragona y presidente de la Conferencia Episcopal Tarraconense, Mons. Jaume Pujol, en la capilla mayor del Seminario Pontificio. Mons. Pujol ha agradecido el trabajo apasionado, comprometido y vocacional de los docentes y ha querido resaltar unas palabras del Papa Francisco pronunciadas en un encuentro con una asociación italiana de maestros cristianos. «Ser profesor no es sólo un trabajo sino una relación en la que cada maestro debe sentirse enteramente implicado como persona, es un trabajo precioso que permite ver crecer día a día a las personas que han sido confiadas a nuestro cuidado. […] Los jóvenes deben encontrar en la escuela una referencia positiva, deben sentirse queridos y acogidos con todas sus limitaciones y potencialidades », ha dicho. El prelado también ha subrayado «que la mejor manera de enseñar es estimar con mayor intensidad los estudiantes difíciles, los que son más débiles y desfavorecidos».

Para concluir este segundo encuentro, por la tarde, los docentes han visitado el Museo Bíblico Tarraconense acompañados por su director, Andreu Muñoz, donde han podido conocer el entorno pedagógico y didáctico que brinda este espacio.

> Galería fotográfica

Start typing and press Enter to search

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR

Aviso de cookies